Cae la credibilidad de la democracia paraguaya gracias a políticos y la misma prensa

61

La política paraguaya se caracteriza de su buena dosis de incoherencia. Los aliados de ayer son acérimos enemigos hoy, y viceversa. Una realidad que también se da en la prensa que cubre las tareas partidarias. Pues acá, los brujos de ayer son los santos de hoy, y viceversa. En tales condiciones, es posible observar que la pérdida de credibilidad no es sólo de un lado, sino viene envuelto y envuelve a varias áreas del quehacer político nacional, incluido a los medios.

Lugo es hoy presidente del Congreso. Lo es con el voto de quienes le sacaron de la prensa. Se decía que quién más conspiró contra él cuando estaba en el Palacio de Gobierno fue el llanismo y que toda la conspiración se movió con el dinero de Cartes. El ex obispo es actualmente titular del Senado con el respaldo tanto de Blas Llano como de Horacio Cartes. Este sólo hecho justifica el título de éste material. Más claro, imposible: agua, tal vez. ¿Se entiende?.
Mirando a los medios. Podemos tomar al que tiene más tirada: abc Color. Acá tienen como héroes a los Galaverna y Bacheta y compañia. Ellos representan el simbolo de la transparencia y respeto a la Constitución. Hasta hace poco, el primero era el símbolo de la trampa. El segundo era presentado como uno de los usaba su espacio en el Poder Legislativo para influir en el Poder Judicial. Este sólo ejemplo vale también para justificar el titulo del material. Más claro, imposible: agua, tal vez. ¿Se entiende?.
Qué más podemos escribir para mostrar que la falta de credibilidad en la política es de ida y vuelta entre los actores políticos y la misma prensa. Después hay un amague de escándalo porque la farándula está tomando por asalto las candidaturas de cara al 2018 y ya tomó, incluso, posición hasta en la Comuna Capitalina. Si la credibilidad cae a pedazos no es culpa de la gente común, sino de los mismos políticos y de quienes dicen liderar la opinión pública. ¿Se entiende?

 

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: