¿En esta foto está la clave de quién será el próximo presidente?

74

El presidente de la Cámara de Diputados, abogado Hugo Velázquez, fue invitado por el gobierno norteamericano para una entrevista en Washington. El tema en agenda fue la lucha contra el narcotráfico y la reciente crisis política. Velázquez fue, conversó y volvió.

En algunos diarios asuncenos leemos que Velázquez dijo que se habló sobre los asuntos que hacen a su competencia directa como presidente de la Cámara Baja sobre todo en el marco de la reciente crisis generada por la idea modificar la Constitución Nacional en pos de la reelección presidencial.

Dijo que fue, incluso felicitado por el Subsecretario de Estado Adjunto de los Estados Unidos, Michael J. Fitzpatrik, por haber sabido manejar la crisis mencionada cuando ella tocó a las puertas de Diputados.

Sus conocimientos sobre la lucha contra el narcotráfico valió al paraguayo el reconocimiento de la tarea personal vuelto a manifestar en la visita que efectuara la semana pasada a la capital norteamericana donde también mantuvo contacto con el profesor Dr. Emanuele Ottolenghi, de la Fundación para la Defensa de la Democracia (FDD) y; con la señora Sarah Runge, del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos – Oficina de Financiamiento del Terrorismo y Delitos Financieros.

¿El presidente de la Cámara de Diputados visitó Washington solo para recibir unas felicitaciones por sus gestiones en la crisis política reciente o también para otros menesteres que no se dieron a conocer?

Washington no da puntadas sin hilos. Si se trataba, pienso, solo de felicitar acaso una carta desde la embajada norteamericana en Asunción era más que suficiente.

Así el lío haya sido generado por la cabeza del Ejecutivo, el gobierno de Trump bien pudo haber entregado una carta de felicitaciones a la embajada paraguaya en Washington y a otra cosa.

Pero no fue ni para el Ejecutivo, ni se usó los canales normales (embajada y cancillería) para este fin sino que fue invitado personalmente al señor Velázquez a visitar la sede del principal poder del mundo.

Recordemos que la embajada norteamericana había dado a conocer en los días de la crisis un manifiesto en el cual instaba a llevar adelante una reunión de los líderes políticos para encontrar una salida al problema. Igualmente, Washington comisionó a un hombre a Asunción para influir en la terminación del conflicto. Hablando mal y pronto, se notó la influencia norteamericana para poner fin a lo que enervaba a los paraguayos.

Estados Unidos han ejercido históricamente fuertes influencias en la política de nuestro país para instalar presidentes de la nación. Se sabe concretamente que Higinio Morínigo, Alfredo Stroessner y Juan Carlos Wasmosy fueron delfines del gobierno norteamericano.

Si bien es verdad que en 2008 dejó la tranquera abierta para que los socialistas, muy de moda en ese entonces en todo el continente, asuman el poder en Paraguay, quedó claro que en el periodo 2018 – 2023 cerrará la tranquera a la izquierda.

Velázquez viajo en momento clave a los Estados Unidos. Repito, invitado por el gobierno; felicitado, repito, por sus gestiones en la crisis reciente y por sus tareas contra el narcotráfico cuando ejercía el papel de fiscal.

Bien pudo haber recibido la unción necesaria para llegar al poder. Sí, para que sea el próximo presidente de la República del Paraguay. Aunque esta información nunca sea confirmada ni por Velázquez ni por el vocero de la Casa Blanca, algún referente del mismo Velázquez puede, sí, desmentir porque así es el asunto cuando de estas sutilezas políticas se trata.

¿Qué significa la unción norteamericana? Que será el próximo presidente de Paraguay y no los que hoy pelean por las pre candidaturas. Washington no juega al chiquitaje, juega al premio mayor, entonces me queda claro que Velázquez viene con el bastón de mando en la maleta.

Entre tanto, hoy lo escuché en las radios afirmar que solo habló hasta ahora con Juan Afara y no con otros pre candidatos a la presidencia; que mañana conversará con Marito y que no está de acuerdo con la candidatura de Peña.

Algunos referentes de Velázquez, sin soltar prendas mayores, dejaron entrever que al menos la vicepresidencia sería la de él con uno de los que ya están en carrera y mencionaron a Marito. Sin embargo, si lo de la bendición norteamericana es confirmada, el actual presidente de Diputados no secundaría a nadie sino sería la cabeza de la fórmula. Washington no pone segundos, pone a los primeros.

Sopla un notable viento norte en Paraguay que causa iones positivos que encienden los ánimos y sobre enerva a los potenciales adversarios políticos de Velázquez en particular y; del Partido Colorado, en general.

Pienso que Velázquez se lanza a la arena electoral con más fuerza de lo que aparenta. Su retórica es la del próximo presidente de la República, su liderazgo es diferente al que ejercía hasta su viaje a los Estados Unidos. Retornó con algo que no nos dice pero que para mí está cantado, es el ungido.

Efraín Martínez Cuevas (calleypane@gmail.com)

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: