Cale llegó a tratar de “cuatrerito” a Monges, quien ya pasó por todas las carpas de ANR

10

El senador Juan Darío Monges (hoy Cartista) ya pasó por todas las carpas coloradas. De origen humilde de la zona Sapucái es actualmente uno de los políticos potentados, que está haciendo todo lo que aún puede para no perder los privilegios que logró vendiéndose como líder del Noveno Departamento, según lo denuncian.

Está acusado de amasar una fortuna. En los archivos de los diarios y sus propios compueblanos recuerdan que inició en la política de la mano de Luis María Argaña. Luego se hizo Wasmosista. En la era de Duarte Frutos fue electo diputado, pero el Presidente lo nombró ministro. En el 2008, decidió separarse del oficialismo y unirse al exvicepresidente Luis Castiglioni, en cuyo movimiento logró un lugar en la lista para la senaduría en las elecciones generales del 2008.

Sus familiares y amigos están con cargos en varias instituciones públicas. Uno de los cuestionamientos a Monges al frente del Ministerio de Justicia fue que la empresa Centro Sur ganó una licitación para proveer alimentos al penal de Emboscada por Guaraníes trecientos triente y tres millones. Sin embargo, CR Comercial, propiedad Crispín Ramírez, compueblano y operador político de Monges, también abasteció a la misma penitenciaría en todo ese tiempo, sin licitación, según las denuncias que en su momento publicó Abc Color.

También fue denunciado por su sucesor en ese entonces, Derlis Céspedes, por los supuestos casos de robo y rapiña de vehículos. La ex esposa del legislador, Luz Espínola, en una disputa por los bienes matrimoniales, desnudó años atrás la fortuna del actual senador estimada en más de tres mil millones de guaraníes. Otros afirman que su fortuna es muchísimo más. En tanto, su actual esposa Norma Zárate (ANR) logró la Intendencia de Sapucái.

El senador Juan C. Galaverna le llegó a tratar de “cuatrerito” y de no ser un improvisado en el oficio de “chupamedias y lamebotas”. Hoy en día, según sus propios correligionarios, quiere mostrarse como el abanderado de la transparencia y el beato anticorrupción.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: